Información para el empleado

Con el fin de asegurar la futura viabilidad de nuestro negocio del acero, continuaremos aplicando el programa estratégico one steel. Esto incluye medidas de ahorro, pero también altos niveles de inversión.

Estimados colegas:

Para alcanzar los objetivos formulados en nuestra visión y asegurar la sostenibilidad de nuestro negocio del acero a largo plazo, el año pasado pusimos en marcha el programa estratégico one steel. El primer paso fue reestructurar nuestra organización para estar más cerca del mercado e iniciar la modernización de la infraestructura IT. También analizamos cuidadosamente nuestros ámbitos de negocio y de mercado, y tratamos de aprovechar el potencial del mercado y de adaptarnos a las necesidades de nuestros clientes para ser más rentables. Sin embargo, el entorno de mercado de thyssenkrupp sigue siendo muy difícil, y no se prevé una mejoría significativa de nuestros resultados en los próximos años.

Siempre hemos sido transparentes con respecto a la posibilidad de una reestructuración de nuestro negocio del acero, independientemente de si se produce una fusión con un socio. Hoy hemos presentado nuestras conclusiones al Comité de Empresa, y el día 4 de mayo se examinarán y discutirán estas conclusiones en thyssenkrupp AG, y serán presentadas también a la Junta de Supervisión de thyssenkrupp Steel Europe.

Con el fin de evitar el cierre de plantas hay que tener en cuenta cuáles son todos los gastos controlables y abordar todas las posibles medidas de ahorro. Para ser claros: durante los próximos años tenemos que conseguir una reducción de costes de 500 millones de euros.

Las medidas necesarias para lograrlo incluyen el ahorro en las áreas de personal, mantenimiento y reparación, logística, ventas y administración. Una primera parte de nuestro paquete de medidas se refiere a la Unidad de Negocio de Chapa Gruesa e incluye el cierre de las dos líneas de corte longitudinal existentes en el sur, en Duisburg y Bochum. En este momento aún no podemos saber exactamente cuántos puestos de trabajo se verán afectados en total, pero todo ello se tratará, por supuesto, con el Comité de Empresa.

Sin embargo, no todas las medidas están dirigidas a la reducción de costes. Por el contrario, durante los próximos cinco años tenemos previsto invertir más de 8.000 millones de euros en el negocio del acero y convertirlo en una empresa sostenible. Esta cantidad cubrirá los gastos de mantenimiento y modernización de nuestras instalaciones de investigación y desarrollo y el avance en nuestra infraestructura IT. Las inversiones se realizarán específicamente donde consideramos que existe el mayor potencial para nuestro negocio del acero. De este modo, queremos garantizar la rentabilidad y la sostenibilidad de nuestra empresa en el futuro.

Tal y como hemos hecho en el pasado, en esta ocasión también vamos a adoptar medidas factibles y razonables, y lo haremos en estrecha coordinación con el Comité de Empresa: esta es nuestra cultura en thyssenkrupp Steel Europe. Les informaremos nuevamente en cuanto hayamos tomado decisiones concretas y dispongamos de las conclusiones de las próximas reuniones.

Atentamente,

Andreas J. Goss, Premal A. Desai, Heribert R. Fischer, Arnd Köfler, Thomas Schlenz