El almacén “visionario”

Un almacén digitalizado ubicado en España suministrará repuestos para varios países. El concepto resulta revolucionario: un algoritmo predictivo asigna a los técnicos de servicio los repuestos requeridos para la instalación del cliente, con lo que el mantenimiento de ascensores se vuelve más eficiente y más sostenible. La inauguración del almacén ya ha tenido lugar y we.online estuvo allí.

"El servicio de asistencia técnica es de suma importante precisamente en el ámbito de la movilidad donde tanto afecta el factor tiempo", afirma Darío Vicario, CEO de thyssenkrupp Elevator España, Portugal y de la actividad para África. Con orgullo presenta el nuevo "Spares Business Center", que es la torre de control de los repuestos, situado en la localidad española de San Fernando de Henares. La instalación ha suscitado gran interés. Con motivo de la ceremonia de inauguración del almacén de repuestos cercano a Madrid se han dado hoy cita casi 120 invitados: políticos, periodistas, socios comerciales y empleados.

¿Qué tiene de particular este nuevo almacén? Se trata de nuestro primer almacén de repuestos inteligente en todo el mundo, destinado al mantenimiento y a la reparación de ascensores. Mediante el análisis inteligente de datos en tiempo real, la logística se lleva a cabo en tan solo un tercio del tiempo que se precisaba hasta la fecha. Basándose en cálculos, a los técnicos de servicio les son suministrados con antelación todos los repuestos que necesitarán en sus intervenciones. Estos son embalados en el almacén y entregados en cajas azules a los vehículos de los técnicos de servicio.

Si echamos un vistazo al interior del almacén, vemos que el trabajo ya ha empezado. Sobre una superficie total de 6.253 metros cuadrados y en estanterías de varios metros de altura hay apiladas cajas azules con repuestos en su interior. A dicha superficie se añaden unos 500 metros cuadrados adicionales de oficinas. Los compañeros llevan trabajando aquí desde el pasado verano y han comenzado con el proyecto piloto. Al sistema "Spares Business Center" se han ido conectando progresivamente 12 delegaciones españolas. Pero cada vez van a ser más. Así pues, desde el almacén se va a dar pronto cobertura a la actividad de servicio en los países de Portugal, España e Italia. El almacén tiene capacidad para un stock de hasta 10.000 componentes y piezas diferentes para reparaciones. Se pueden procesar in situ más de 1.400.000 posiciones de pedido, lo que se traduce en un incremento del 400% en comparación con el almacén anterior.

Mayor autonomía para los técnicos de servicio

El hecho de que los técnicos de servicio siempre lleven la pieza correcta en las cajas azules (blue totes) en su vehículo es un ahorro de tiempo y de costes, además de ser más sostenible. Las primeras experiencias son muy positivas: Los técnicos informan del notable ahorro de tiempo, pueden realizar mejor y sin estrés su trabajo en las instalaciones del cliente y tienen que desplazarse menos. Se estima un posible ahorro anual de hasta 400.000 km, el equivalente a la emisión de unas 64 toneladas de CO2.

Ahora bien, que los pronósticos no se equivoquen también es responsabilidad de cada uno de los técnicos de servicio. Alberto Haro Fernández, responsable de la asistencia digital a los técnicos de servicio en Madrid, nos explica: "Al igual que en todos los sistemas de Big Data, los datos deben mantenerse actualizados. De todos modos, el mantenimiento de los stocks individuales es sencillo. Nuestros compañeros pueden en todo momento comprobar online los repuestos que hay en su vehículo de reparto."

Los empleados se han habituado muy bien a la nueva tecnología, nos explica Alberto. "Los cursos de formación impartidos en nuestras delegaciones incluyeron una parte teórica y una parte práctica. No hubo mayores dificultades. Las experiencias de los usuarios de la aplicación móvil son excelentes."

El enfoque regional: un concepto global de futuro

En el marco de la iniciativa global "Spare Parts Business Excellence" se tienen previstas instalaciones similares a las de San Fernando para otros importantes puntos de confluencia de thyssenkrupp Elevator. Entre ellos Memphis, Neuhausen, Shanghái, Porto Alegre y Pune. "Con el almacén de repuestos de San Fernando establecemos un nuevo estándar en la industria de los ascensores", afirma Ivo Siebers, Jefe de Logística global de thyssenkrupp Elevator.

Asimismo se tiene previsto ampliar el sistema. Para que el almacén de repuestos y millares de ascensores puedan "hablar entre sí", el nuevo almacén también se vinculará a MAX: la solución de mantenimiento predictivo de thyssenkrupp Elevator que ya se halla instalada en 120.000 ascensores por todo el mundo. "MAX permitirá planificar a la perfección todas las exigencias que se vayan planteando en el almacén de repuestos inteligente", explica el Jefe de Digital Transformation, Hyun-Shin Cho. "La sincronización del nuevo almacén con MAX posibilitará realizar con mayor perfección si cabe el suministro de las piezas adecuadas a los técnicos."

¿Desea obtener más información acerca del almacén? Aquí podrá ver el vídeo:

tk-play